Una escalofriante trama envuelve al caso del hombre que abusó durante años de cuatro de sus hijas en el barrio Fortunato de la Plaza. El acusado tiene 68 años, fue detenido en la noche del miércoles y este jueves se negó a declarar.

Hasta el momento, los investigadores comprobaron que el acusado violó a cuatro de sus cinco hijas. Una de las víctimas presentó un video como prueba del último ataque sexual, ocurrido el último martes.

El acusado no sólo cometía los aberrantes hechos contra sus hijas, sino que además fue denunciado por su esposa por violencia de género.

“Tenía el poder psicológico, físico y económico en la casa”, indicaron fuentes de la investigación a Ahora Mar del Plata. “Eso generaba una dinámica familiar de aislamiento, propio de los abusos sexuales intrafamiliares”, agregaron.

“Tras la primera denuncia, se agregaron en efecto dominó las denuncias del resto de las víctimas”, explicaron los investigadores.

“Como la mayoría de los abusadores, el tipo tiene un perfil educado, casi el de un gentleman. Incluso un sobrino le había contratado un abogado particular, pero el abogado cuando vio la causa se negó a ser defenderlo”, destacaron fuentes del caso. El acusado se negó a declarar y seguirá detenido por "abusos sexuales reiterados, agravados por acceso carnal y el vínculo".

Comentá y expresate