Stephanie Salas siempre soñó con formar una familia. Perdió cuatro embarazos y con el último, hace un año y tres meses, también perdió la visión. Cuando ya se había resignado junto a su pareja, llegó Gianluca que tiene 4 meses. El marido de la mujer se quedó sin trabajo y ahora se la rebuscan para salir adelante: venden productos caseros.

Salas, de 30 años, vive en Mar del Plata y contó su historia a través de su cuenta de Facebook. “Después de tanto luchar y de cuatro embarazos perdidos, en el último de ellos la pérdida de la visión, decidimos darnos un impasse con la búsqueda de ese bebé naturalmente”, relata. “Pero un angelito nos ganó de mano y a los siete meses apareció en nuestras vidas Gianluca, que hoy tiene 4 meses y es la personita que nos alegra la vida y nos hace seguir adelante como una gran familia luchadora”.

“Ya sea por vergüenza y para no dar lástima, no quería contar mi historia – confesó–, pero mi marido me hizo ver que no es dar lástima, sino que es demostrar lo orgullosa que tengo que estar de mí misma y de las cosas que hago día a día para salir adelante y no bajar los brazos ante mi condición de la ceguera”.

La mujer destacó que todo lo que hace es por su familia. “Los dos estamos sin trabajo, por eso quería ofrecerles algunas cositas de las que me gusta tanto hacer, una de ellas es artesanías, atrapa sueños y porta sahumerios, y otra es cocinar una de las que más me fascina”, detalló.

“Qué mejor que poder hacer lo que a uno le gusta y que nos ayude económicamente para vivir el día a día. Poder aportar ese granito de arena para mi familia me pone muy contenta y me hace salir adelante y luchar por mi marido y por mi hijo”, remarcó.

Entre los productos caseros que elabora, ofrece berenjenas al escabeche, berenjenas a la provenzal, pickles, ajíes en vinagre, aceitunas rellenas, pre-pizzas y tortas. Los pedidos se pueden realizar a su teléfono celular: (0223) 15 567 7789.

Embed

Comentá y expresate