La inflación de abril fue de 3,4% según el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) y acumula 55,8% en los últimos 12 meses. En 2019 ya sumó un 15,6%. Sin embargo, notó un leve descenso del mes pasado, un 1,3%.

De acuerdo al informe del Indec, lo que más aumentó de marzo a abril fue el rubro de prendas de vestir y calzado (6,2%), seguido por equipamiento y mantenimiento del hogar (4,6%) y transporte (4,4%).

En el último mes, la mayor incidencia de la variación mensual de precios se dio en la división alimentos y bebidas no alcohólicas (2,5%). En tanto que la leche, productos lácteos y huevos tuvieron el mayor alza en abril de 2019, en forma generalizada.

En los alimentos, el acumulado interanual alcanzó un 66,2%, un incremento desmesurado para un tercio de la población argentina que vive en la pobreza, si se considera el retraso de los salarios respecto de la escalada inflacionaria.

Pese al retroceso en la inflación mensual, desde el 4,7% de marzo, en el acumulado anual llega a un nuevo máximo en la administración de Cambiemos, la tasa más alta desde enero de 1992 (77% anual).

Por otro lado, la tasa de inflación anual hasta abril de 2019 supera por más del doble a la de 2018: un 55,8% frente a un 25,1%, según el Indec.

En tanto, en el acumulado de los primeros cuatro meses de 2019 llegó a 15,6%, frente a un 9,6% de enero-abril de 2018. Por lo tanto, la tendencia en el primer tramo de este año es aún seis puntos mayor a la de 2018, que en 12 meses sumó un 47,6%, la más elevada en 27 años.

Embed

Comentá y expresate