El Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) informó este miércoles que la inflación de septiembre fue de 5,9%, la más alta del año. Además, acumula un aumento de en lo que va del año, según el relevamiento acumula un 37,7% en lo que va de 2019. Además, en los últimos 12 meses acumuló 53,5%.

INFLACION SEPTIEMBRE 2019 rubros-01.jpg

El rubro que más aumentó fue el de prendas de vestir y calzado, un 9,5%, seguido por salud con 8,3% y bienes y servicios varios, que escalaron al 8,2% de aumento. El sector de recreación y cultura aumentó un 7,6%, el equipamiento y mantenimiento del hogar un 7,4% y el rubro de comunicación 6,7%.

El rubro que más aumentó fue el de prendas de vestir y calzado con un 9,5%.

Por otro lado, los alimentos y bebidas no alcohólicas(pan y cereales, carnes y derivados; leche, productos lácteos y huevos; aceites, grasas y manteca, frutas; verduras, tubérculos y legumbres; azúcar, dulces, chocolate, golosinas; café, té, yerba y cacao; aguas minerales, bebidas gaseosas y jugos) escalaron un 5,7%, al igual que las bebidas alcohólicas y el tabaco.

Los alimentos, bebidas (alcohólicas y no alcohólicas) y el tabaco aumentaron un 5,7%.

El salto del tipo de cambio el pasado 12 de agosto, después de las PASO, de 45 pesos a 58 pesos en el mercado mayorista donde operan las empresas exportadora e importadora, tuvo en el último mes un efecto pleno sobre el conjunto de los precios y servicios que tienen directo vínculo con el comercio exterior, y que impactan sobre muchos costos de producción con componentes de origen externo, cuando en agosto habían incidido en poco más de la mitad del mes.

Y si bien la rebaja del IVA para un conjunto de productos seleccionados de la canasta de productos esenciales también tuvo efecto pleno, la incertidumbre política y la volatilidad que caracteriza al mercado de cambios alternativo al impuesto por el control de cambios, habrían contribuido a la aceleración de la inflación de 4% en agosto a un rango de 5,9% el mes siguiente.

Si bien es la más alta, no llega al de 6,5% que se registró en septiembre de 2018. Ese fenómeno explica la modesta desaceleración en un punto porcentual en comparación con el 54,5% que acusó en agosto, y se alejó del salto a 57,3% que anotó en mayo último.

Si bien es la inflación más alta en lo que va del año, no llega al de 6,5% que se registró en septiembre de 2018.

Un año atrás la economía argentina también pasó por un un salto acelerado en el valor del dólar en agosto (+37,2%) y septiembre (+11,9%), el IPC (Indice de Precios al Consumudor) de septiembre de 2018 trepó al 6,5% y en octubre siguiente fue del 5,4% (aún cuando en octubre el dólar cedió 12,8%). Esto marcó un reflejo del rápido traslado de la devaluación a los precios en las góndolas y servicios.

Comentá y expresate