La Justicia hizo efectiva hoy la prisión domiciliaria para el líder mapuche Facundo Jones Huala, que ya fue trasladado a la casa de su abuela, Trinidad Huala, en Esquel, bajo estricta custodia y bajo vigilancia electrónica, según informó un parte de la Subdelegación Esquel de la Policía Federal Argentina.

El traslado al domicilio de su abuela, con rigurosas restricciones, para que continúe allí su encierro, fue realizado por personal de esa unidad carcelaria, luego de que esta mañana el juez federal subrogante en Bariloche, Gustavo Villanueva, le fijara las nuevas pautas de conducta que deberá cumplir bajo la órbita de la Dirección Nacional de Readaptación Social del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación.

El lonko se encontraba detenido en ese penal desde el 1 de julio del año pasado, en la Unidad 14 de esa ciudad patagónica, a la espera de que la Corte Suprema defina el pedido de extradición de la Justicia de Chile, que le imputa los delitos de incendio en lugar habitado, tenencia de armas caseras y violación de la ley de extranjería.

El beneficio de la prisión domiciliaria se cumple ahora en la calle Juan Manuel de Rosas al 2600, a pocas cuadras del penal.

Comentá y expresate