Trabajadores afiliados a la UTA decidieron movilizarse hasta la Municipalidad mientras los concejales debaten el costo del boleto de colectivo.

Los ediles deberán decidir si aumentan cada pasaje a $18.81 o le otorgan la facultad al intendente Carlos Arroyo para que absorba el costo político de un nuevo golpe al bolsillo de los usuarios.

A través del presidente del bloque de la Agrupación Atlántica Guillermo Arroyo, el oficialismo convocó a una sesión extraordinaria que contó con el apoyo de nueve concejales. Se trata de los ediles arroyistas Mauricio Loria, Patricia Serventich, Marcelo Carrara y Arroyo; los radicales Vilma Baragiola, Natalia Vezzi y Cristina Coria; Guillermo Volponi (Pro) y el presidente del Concejo, Guillermo Sáenz Saralegui.

El martes, los jefes de bloque del Concejo no llegaron a un acuerdo para cederle la facultad al intendente Carlos Arroyo de decretar el aumento en el boleto del colectivo.

Hace más de 10 días que los usuarios que utilizan los colectivos de noche no pueden viajar porque no hay servicio de 22 a 6 de la mañana. Mientras tanto, la UTA mantiene el paro nocturno que comenzó hace más de diez días. La medida de fuerza podría intensificarse esta jornada.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate