Mauricio Macri afirmó el miércoles que "el riesgo país sube porque en el mundo hay miedo de que los argentinos quieran volver atrás", en referencia a la posibilidad de una competencia con Cristina Kirchner por la presidencia.

El jefe de Estado mantiene firme en su deseo de ser reelecto, mientras que los empresarios esbozan dudas y parecen preferir a otro candidato del oficialismo, puntualmente la postulación de la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal, algo que sin embargo descartan en Casa Rosada, según publicó Ámbito Financiero.

El “círculo rojo” lee las encuestas que se difunden y que revelan que Cristina le saca varios puntos de ventaja a Macri en la contienda electoral. La economía sin reacción y los sondeos que favorecen al kirchnerismo desataron nerviosismo en los mercados, dispararon el dólar y el Riesgo País, y derrumbaron los activos argentinos y los bonos.

La encuesta que generó el primero coletazo fue la que elaboró la consultora Isonomía, en la que Cristina supera por 9 puntos en un eventual balotaje a Macri. Sería un 47% a 36% en la segunda vuelta. Ese mismo sondeo refleja que la imagen positiva del actual mandatario es de solo 14%, aunque su antecesora no está mucho mejor con un escaso 22%. La contracara es Vidal que tiene un 47% de imagen positiva.

Pero hay varias encuestas que plantean el mismo escenario. Para Analía del Franco para casi 8 de cada 10 argentinos la situación económica es mala y no ven signos de recuperación en el corto plazo. Para el 40% la responsabilidad es del gobierno de Macri. Según ese sondeo, el actual mandatario perdería frente a Cristina por 35% a 27% en la primera vuelta y por 43% a 33% en la segunda.

Según Federico González y Asociados, Cristina no baja de los 32 puntos y Macri supera por apenas decimales los 25%. Por su parte, la consultora Taquion revela que el “escenario que genera más temor” entre los votantes es la continuidad de Macri -48%- contra el regreso de Cristina -34%-.

Si se toma un dato de la consultora D’Alessio Irol pareciera que el escenario electoral no depara grandes novedades: el 60% de los argentinos ya tendría decidido su voto.

Comentá y expresate