Emily Ratajkowski vuelve al cine con Welcome Home, una película de suspenso donde despliega toda su sensualidad a la vez que se convierte en víctima de un acosador serial.

La actriz, reconocida por sus curvas y sus desnudos en las redes sociales, interpreta fuertes escenas de sexo junto a su co-protagonista, Aaron Paul –conocido por su papel en la famosa serie Breaking Bad-.

En el film, Ratajkowski y Paul se ponen en la piel de una pareja que viaja a pasar un fin de semana en una casa de campo en Italia, en un intento de recomponer su relación. Sin embargo, ambos se convertirán en víctimas de los planes siniestros del propietario, interpretado por Riccardo Scamarcio.

Embed

Comentá y expresate