Un adolescente de 13 años fue asesinado de al menos un balazoy otro de 15 fue herido por dos delincuentes que les dispararon tras perseguirlos en una moto, y la principal pista apunta a que las víctimas fueron atacadas cuando intentaron recuperar pertenencias que poco antes les habían robado los agresores, en el partido bonaerense de Lomas de Zamora.

El hecho, dado a conocer hoy, sucedió ayer cerca de las 5.45 de la madrugada en la calle Bustos al 800, esquina Olmos, del barrio Parque Barón, ubicado en el mencionado partido del sur del conurbano bonaerense.

Efectivos de la comisaría 9na. de Lomas de Zamora arribaron al lugar tras un llamado al 911 que indicaba que se había encontrado a un joven muerto en la zona.

Los oficiales constataron que la víctima se encontraba tirada sobre un charco de sangre y que vestía una campera rompevientos color negra, una gorra blanca, bermudas azules y zapatillas blancas.

Fuentes policiales indicaron a Télam que, tras los dichos de testigos, se estableció que momentos antes el adolescente y otro joven fueron perseguidos y atacados desde una moto por otros dos jóvenes, secuencia que fue registrada por una cámara de seguridad.

La víctima del homicidio fue identificada como Matías Leonel Castillo (13), conocido en el barrio como "Pastelito", mientras que su amigo, también menor de edad y cuya identidad se reserva, sufrió un impacto de bala a la altura de la axila derecha y fue trasladado al hospital Gandulfo, de Lomas de Zamora.

El fiscal Gerardo Loureyro, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 3 de Lomas de Zamora, ordenó las pericias a la Policía Científica y dispuso que efectivos de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) local realicen el relevamiento de cámaras de seguridad.

Voceros judiciales dijeron que la principal pista que se investiga es que el homicidio derivó de un robo cometido instantes antes por los asesinos.

En este marco, se sospecha que los dos adolescentes, con dos personas mas, intentaron recuperar las pertenencias que les habían robado y fueron perseguidos y atacados por los delincuentes.

En su huida, los adolescentes dejaron abandonada una moto y e intentaron refugiarse en una casa, aunque fueron alcanzados por los proyectiles, añadieron las fuentes.

Mientras la policía realizaba los peritajes de rigor en la escena del crimen, un grupo de jóvenes logró llevarse llevarse por la fuerza el rodado en el que circulaban las víctimas.

En el lugar, los peritos secuestraron cuatro vainas servidas calibre 9 milímetros que serán peritadas.

En tanto, el fiscal aguardaba los resultados preliminares de la autopsia realizada al chico asesinado y esperaba la evolución del herido para escuchar su versión del hecho.

La causa se encuentra por el momento caratulada como "homicidio y lesiones graves", concluyeron las fuentes.

El chico asesinado jugaba al fútbol en la Asociación Civil, Social Cultural y Deportiva "Guillermo un granito de arena", que en sus redes sociales publicó un emotivo mensaje.

"Pastelito por siempre: Hoy nos enteramos de la triste noticia de que le arrebataron la vida a uno de nuestros niños, 14 años, si 14 años (...) le arrebataron los sueños, la adolescencia, el corazón a toda su familia, nos destrozaron a nuestra institución", escribió en su perfil de Facebook Guillermo Morinigo, el entrenador del club donde jugaba el adolescente junto a una foto en la que está con él.

En tanto, un amigo del adolescente publicó otro mensaje en el cual pidió que el crimen "no quede en la nada" y que "la paguen esas ratas".

"No merecías esto, Pastelito", sostuvo en su mensaje.

Además, desde el grupo de amigos y vecinos de Castillo se publicó en las redes sociales el número de una cuenta bancaria para pedir dinero para poder realizar el velatorio del adolescente.

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate