La llegada de la temporada y de los primeros turistas a Mar del Plata es inminente y el intendente Guillermo Montenegro se refirió a cómo se desarrollará el verano en medio de la pandemia del coronavirus.

"La temporada será absolutamente distinta, incomparable con cualquier otra temporada que haya tenido la ciudad. Ahora tenemos el desafío de trabajar en una temporada en nuestra ciudad, que no es una ciudad turística, es una ciudad con turismo, que tiene un millón de habitantes y que recibe turistas”, explicó en una entrevista con Telediario, el noticiero de Canal Diez.

El jefe comunal se definió como “muy exigente” con los protocolos y aseguró que están trabajando “muy fuerte” en el control, con autoridades de organismos provinciales, como la policía bonaerense, bomberos y organismos nacionales, como la policía federal y la Prefectura, además de la cruz roja y los boy scouts.

“Tenemos un desafío para buscar: que la utilización del espacio público sea ordenada, controlando de la mejor manera posible. Tenemos 43 kilómetros de costa y todas las actividades tienen que ser al aire libre. Vamos a ser muy exigentes con el cumplimiento de esta normativa porque estamos cuidando la salud de todos", comentó.

Montenegro expuso que hay algunas obras que están trabajando para el año que viene. “Una parte de cloacas en la zona norte, otra que tiene que ver con la parte hidráulica en la zona sur, todo lo que tiene que ver con la ampliación de vialidad, con la unión de la ruta 2 con la ruta 88, generar un mejor empalme en Champagnat”, amplió.

Y agregó: “Hablamos de la obra de la casa sobre el arroyo, que se tiene que licitar lo antes posible y algunas cuestiones puntuales que tienen que ver con el espacio público”.

Comentá y expresate