El intendente electo de General Pueyrredon, Guillermo Montenegro, le restó importancia a las diferencias partidarias que tendrá con el gobernador bonaerense electo, Axel Kicillof, y señaló que “No tengo dudas de que Kicillof no va a discriminar a Mar del Plata”.

“Yo no tengo ninguna duda en que no va a haber discriminación. Todos tenemos un nivel de responsabilidad por los cargos que vamos a ocupar que va mucho más allá de las discusiones políticas partidarias. No tengo dudas de que Kicillof no va a discriminar a Mar del Plata”, aseguró Montenegro en exclusiva con Telediario, por Canal 10.

Montenegro dio detalles sobre la reunión que mantuvo con el intendente en ejercicio, Carlos Fernando Arroyo, de cara a la transición hasta el 10 de diciembre. En tal sentido, señaló que al frente del equipo de transición estará Germán Blanco, un especialista en economía con amplio conocimiento de la administración pública, quien será su secretario de Hacienda. “La idea es poner a cargo a quien va a ser el futuro secretario de Hacienda. Para que nos deje tranquilos a todos los marplatenses y poder ir trabajando con un equipo técnico, que nos permita tener en claro en qué condiciones estamos”, indicó. “Buscamos una transición ordenada, que es lo más sano para todos. Lo que priman son los intereses de los marplatenses”, agregó.

“UBICAR A MAR DEL PLATA EN EL MUNDO”

Al momento de repasar sus desafíos como intendente, Montenegro expresó: “Yo me imagino a Mar del Plata en el mundo. Pienso en acompañar una misión comercial, porque la ciudad tiene una dimensión de provincia. El mayor desafío es la generación de una ciudad segura y, si logramos ese salto, naturalmente se va a reduciré el índice de desempleo. Eso se logra ubicando a Mar del Plata en el Mundo, más allá del turismo”

Tras reconocer que tiene una “muy buena relación” con Fernanda Raverta, su principal rival en las últimas elecciones, Montenegro sostuvo: “Hoy hablé con todos los candidatos. Creo que tenemos que trabajar todos los marplatenses juntos y lo tenemos que cumplir. Dentro de 4 años tenemos una discusión electoral, pero tenemos que olvidarnos de eso y enfocarnos en bajar el índice de desocupación, en mejorar los caminos rurales del sector frutihortícola, en el Parque Industrial. Tenemos muchos desafíos”.

LA TEMPORADA, SU PRIMERA PRUEBA

Montenegro se mostró optimista con respecto a la próxima temporada estival, que comenzará a pocos días del inicio de su gestión. “Acá no tenés los 100 días de gobierno. Tenés 9 días y se viene la temporada. Tenés que resolver lo de los guardavidas, la salud, pensar en un operativo de seguridad más allá del Operativo Sol… Va a ser una temporada en la que va a venir más gente que el año pasado, por la realidad económica. Todo hace presumir que va a ser una buena temporada para la ciudad. Soy bastante obsesivo y vamos a tener que trabajar mucho”, concluyó.

Comentá y expresate