El intendente Guillermo Montenegro destacó la importancia de mantener las medidas sanitarias ante el aumento de casos de coronavirus. “Tenemos que ser exigentes entre nosotros y con los turistas. Estamos defendiendo el laburo de nuestra ciudad”, afirmó en diálogo con Telediario, el noticiero de Canal 10.

Tras la reunión con el gobernador Axel Kicillof y otros intendentes de la Costa Atlántica en San Bernardo, Montenegro remarcó que “la importancia de esta situación es cuidar el laburo”, y recordó que la ciudad trabaja hace tiempo para ofrecer propuestas con protocolos y cuidados, como los corredores gastronómicos o la ampliación del sector público en las playas.

“No somos una ciudad turística, somos una ciudad con turismo. Es importante mantener abiertas las actividades que funcionan en estos momentos. Muchas estuvieron cerradas por mucho tiempo”, agregó y recordó que General Pueyrredon alcanzó el nivel más alto de desocupación este año, con un 26%.

Durante el encuentro con las autoridades provinciales y otros intendentes se planteó cómo es la situación en cada ciudad. “En este momento no está pensado el toque sanitario. Sí trabajar mucho en los controles y en evitar la clandestinidad, que está generando problemas”, aclaró.

Desde la Provincia “siempre se está monitoreando” la situación en cada uno de los municipios. “Lo que preocupa es el aumento de casos y como puede impactar en el sistema sanitario. Se monitorea porque la situación es día a día”, agregó.

Montenegro adelantó que la semana que viene habrá una nueva reunión con los intendentes de destinos turísticos y Kicillof, pero aclaró la comunicación con las autoridades de la provincia es permanente.

“Hay preocupación por la falta de cumplimiento de los protocolos en ciertos sectores. Hay que tener mucho cuidado. La clandestinidad no solo genera el problema de los contagios, sino también la presencia de menores y las reuniones en espacios donde no hay salida de emergencias y no se controla lo que consumen”, agregó.

Comentá y expresate