Los resultados preliminares de la autopsia de León Haziel Luna (19), el joven que falleció horas después de ser expulsado de un boliche de Playa Grande, descartaron la participación de terceros en su muerte confirmó el fiscal Fernando Castro. "No fue producida por terceros", enfatizó.

El representante del Ministerio Público Fiscal (MPF) confirmó al canal TN que a pesar de los dichos de la novia de la víctima, que afirmó que había sido sacado del local tomado del cuello, la autopsia mostró "un coágulo en el corazón" pero "no tiene golpes, hematomas ni signos traumáticos".

El hecho ocurrió cerca de la madrugada de este domingo, donde el joven volvió del boliche a su casa, allí se desvaneció, fue llevado por sus familiares al Hospital Interzonal y allí falleció al poco tiempo.

Los investigación ahora apunta a contrastar si la víctima tenía patologías de riesgo y principalmente afecciones coronarias.

No obstante, Castro solicitó el registro de cámaras de seguridad para comprobar las circunstancias en las que fue echado del establecimiento.

Según informaron fuentes policiales, el joven se encontraba dentro del boliche Mr. Jones y, durante la noche, intentó trasladarse hasta la burbuja en la que se encontraba su pareja, una joven de 18 años. Tras una discusión de pareja, uno de los patovicas lo sacó del local.

Horas más tarde otro joven fue agredido por patovicas y hospitalizado. De esta causa, el fiscal informó que sí "existieron golpes del personal de seguridad" y que las lesiones incluyeron una fractura de mandíbula y pérdida de piezas dentarias.

Comentá y expresate