Su apodo era “perro de Dios”. Había sido fundamental para esclarecer el caso de Mario “Marito Santos”, que fue víctima de violación y descuartizamiento en 2016. Encontró pistas dentro de las casas de los principales sospechosos del crimen, entre ellos, una serie de escritos que detallaban cómo había sido el horripilante sacrificio del niño.

En esas líneas aparecía una frase que terminó por darle ese sobrenombre al can: hacía referencia a la llegada de “perros enviados por Dios”. Los investigadores tomaron esa cita para renombrar a quien era mucho más que una mascota.

Pero su nombre real era Alcón, un perro policía perteneciente a la División Canes de Río Negro y falleció a los seis años, tras varias semanas de luchar contra una enfermedad que no pudo ser precisada. Se lo considera determinante en el esclarecimiento de 20 crímenes.Incluso participó en el rastrillaje y búsqueda de Santiago Maldonado.

La despedida fue muy emotiva: la Brigada K 9 de Búsqueda y Rescate “Abvpa” le rindieron homenaje con una serie de imágenes del perro en sus funciones.

perro dios 2.jpg

Los efectivos que lo acompañaron escribieron sobre Alcón: “un compañero de trabajo al que hemos sabido disfrutar de su compañía en más de un operativo. En el día de la fecha el K9 de Punta Alta rinde homenaje a uno de los mejores perros de búsqueda de toda la Argentina. está institución siempre estará en deuda. Un abrazo a la distancia a su guía Marcos Herrero y su auxiliar Andrea Tolosa. Gracias por llevarle consuelo a tantas familias. Gracias por tanto”.

Su adiestrador, Marcos Herrera, un oficial de la Policía de Río Negro e Instructor de la Unidad Canina de Viedma, fue el que lanzó el mensaje más conmovedor. “Te fuiste físicamente nuestro gran perro ‘Alcón’, pero vivirás internamente en nuestros corazones y en el de muchas familias a las que les llevaste consuelo y esperanzas cuando nadie se los daba”, escribió. Y dijo de la relación que estableció con su compañero: “Fuiste más que un perro, fuiste un hijo, hermano y mejor amigo. No puedo dejar de llorar, nuestro gran héroe, nos dejas una inmensa alegría de haber vivido hermosos momentos y a la vez un vacío y dolor tan grande que jamás pensé pasarlo. Te recordaremos eternamente nuestro gran héroe”.

Comentá y expresate