Taxistas y remiseros reclamaron a la justicia local que aplique "duras multas" a los conductores de la empresa Uber. "Queremos que se frene el avance de Uber en la ciudad", dijeron.

El titular de la Sociedad de Conductores de Taxis, Raúl Vicente, afirmó que los tribunales de falta y correccionales "se están basando en una ordenanza anterior y no la en la última que endurece las multas".

"Queremos que los fallos se basen en la ordenanza más dura para desalentar que una persona pueda pasar a trabajar en el transporte ilegal", sostuvo.

La ordenanza, que fue impulsada en su momento por el intendente Carlos Arroyo, establece fuertes multas ante "la sola prestación del servicio de transporte de personas con vehículo sin habilitación municipal" que irán desde los 10 hasta los 50 sueldos mínimos del personal municipal.

Además, estipula el inmediato secuestro del vehículo y la inhabilitación por 180 días hábiles para conducir automotores.

Comentá y expresate