En medio de la incertidumbre que genera la pandemia de coronavirus, muchas familias descartan la playa por temor a contagiarse y consideran la opción de veranear en una casa con piletay parque en un entorno seguro. Las consultas no paran de crecer en las inmobiliarias.

Los precios de los alquileres aumentaron fuertemente en relación a la temporada pasada. Hay dueños que piden hasta 6 mil dólares por mes para alquilar una casa con pileta en enero en Mar del Plata.

En el barrio privado Rumencó, las casas más caras se alquilan a 200 dólares por día. “Parece un disparate, pero es un precio que pueden pagar quienes están acostumbrados a viajar al exterior. En una casa pueden veranear hasta diez integrantes de una familia y si lo dividís por cabeza, no es una locura el precio”, dice un operador inmobiliario. Y enseguida pone un ejemplo para comparar precios: “Parar en Miami sale 250 dólares por día fuera de temporada”.

En Sierra de los Padres, una de las zonas más buscadas por los marplatenses, los alquileres bajan en relación a los countries: se consiguen casas a partir de 120 dólares por día. Los valores varían según la zona, las comodidades y las condiciones edilicias. En algunos casos, los alquileres trepan a 150 dólares por día.

En las inmobiliarias aseguran que las consultas crecieron un 50% en relación a años anteriores. “Punta Mogotes es otra de las zonas donde tenemos bastantes pedidos. Lo primero que pregunta la gente es si la casa tiene pileta”, coinciden los operadores del sector.

Las consultas se centran en casas amplias, con tres dormitorios, dependencias de servicio, pileta y jardín o parque y dos baños. El aislamiento social preventivo y obligatorio trajo como consecuencia una revalorización de los espacios verdes.

Entre los interesados hay familias a las que en muchos casos las aerolíneas les devolvieron los pasajes que habían comprado para el invierno y no pudieron usar, y ahora se encuentran con que tienen un excedente de efectivo.

Temporada

El Colegio de Martilleros sugirió un aumento de 30 por ciento en el precio de los alquileres para la temporada en relación al verano pasado. Alquilar un departamento de un ambiente (2/3 personas) durante una quincena en enero costará desde $ 23.000; uno de 2 ambientes (3/4 personas) desde $ 29.500; uno de 3 ambientes (5/6 personas) desde $ 35.500 y un chalet de 3 ambientes desde $ 42.250. Para diciembre y marzo los martilleros sugieren un 30% menos en el precio de los alquileres y para febrero, un 20% menos de los valores de enero.

Según un operador inmobiliario, una familia tipo de turistas que decida tomarse un mes de vacaciones en enero en Mar del Plata “deberá traer 400 mil pesos”. Los gastos, dijo, incluyen el alquiler de un departamento de 2 ambientes, una carpa, cochera, nafta y salidas a cenar y al teatro.

Los alquileres de casas o departamentos serán por una estadía mínima de siete días y los turistas deberán traer almohadas, sábanas y toallas. Ante la aparición de síntomas compatibles con coronavirus tendrán que notificar de inmediato a las autoridades sanitarias.

En las inmobiliarias se muestras cautos y las expectativas son moderadas de cara al verano, en medio de la incertidumbre por la cuarentena. “Va a ser una temporada distinta, muy difícil con el tema de los protocolos”, dicen.

Comentá y expresate