Los pilotos nucleados en la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (APLA) resolvieron leer al final de cada vuelo un comunicado dirigido a los pasajeros, en los que cuestionan la política aerocomercial del gobierno, decisión que desde Aerolíneas Argentinas criticaron por considerar que coloca a los pasajeros como "rehenes" al tiempo que "utiliza los bienes del Estado con fines políticos".

Embed

Al concluir cada vuelo, el comandante de la nave dice a los pasajeros a través de altoparlantes: "Les habla el comandante. Habiendo finalizado el vuelo, queremos informales sobre la situación que enfrentamos los pilotos argentinos. Como resultado de la actual política aerocomercial, hoy tenemos empresas que no pueden pagar salarios, que han suspendido sus operaciones, que reducen las dotaciones de pilotos con despidos encubiertos o que se achican devolviendo aviones, levantando destinos y cortando frecuencias".

"Ante esta situación que pone en riesgo miles de fuentes laborales en el país, ratificamos nuestro compromiso de seguir defendiendo la aviación argentina. Los cielos también son de cada uno de ustedes. Desde ya, agradecemos su comprensión", concluye.

Fuentes de Aerolíneas Argentinas señalaron que lamentan "la situación que algunos pilotos están haciendo vivir a sus pasajeros, quienes terminan siendo rehenes de la campaña política que algunos dirigentes sindicales hacen usando bienes que son de todos los argentinos".

Agregan que "la empresa ha recordado a los pilotos que no pueden emitir mensajes de este tipo" por tratarse de "opiniones personales" o declaraciones que pueden generar "alarma" entre los pasajeros, tal como lo dispone el artículo 8.3.22 del Manual de Procedimientos de la empresa, que regula los mensajes a bordo y que establece que desconocer estas medidas "es motivo de posibles sanciones"

Finalmente, expresaron que "se trata de otra medida de gremialistas" que no defienden a la empresa ni a los trabajadores, que se suma a las "16 medidas de fuerza que afectaron a la empresa y a más de 140.000 pasajeros".

El titular de APLA, Pablo Biró, definió hoy en declaraciones radiales que se trata de una estrategia de comunicación, como "un medio de difusión más" que se suma a la actividad que realizan a través de las redes sociales, videos y asambleas.

Por su parte, fuentes del Ministerio de Transporte indicaron a Télam que "Biró está utilizando una vez más a pilotos y aviones de Aerolíneas Argentinas para hacer campaña a favor de Cristina Kirchner" y que "los pilotos abusan de su posición de poder dentro del avión, poniendo en juego la seguridad de los pasajeros".

Puntualizaron que "este mismo mecanismo lo usaron el año pasado también en las vacaciones de invierno y terminó mal", con "un sindicalista que presionó a un piloto que se negó a leerlo, y tuvo un pico de stress, ante lo que la ANAC hizo una denuncia penal".

"Los pilotos -dijeron las fuentes del Ministerio- no pueden pasar mensajes políticos o con contenido ideológico en un avión. Esta práctica no está permitida en ningún país del mundo y va en contra de las reglas internacionales y locales que rigen la seguridad de la aviación comercial".

Además, remarcaron que los mensajes se leen por el sistema de altoparlantes del avión, que está previsto para comunicar sobre el estado del vuelo, y no para fines personales o políticos.

"Es una herramienta de trabajo que la empresa pone a disposición del vuelo y no para otros fines", advirtieron.

Comentá y expresate