Los precios de los combustibles de la petrolera estatal YPF, a excepción del diésel regular, alcanzaron la paridad de importación, es decir, llegaron al equilibrio que atiende el valor del dólar, del crudo internacional y los biocombustibles, por lo que de sostenerse no requerirá nuevos ajustes en los surtidores.

Así lo planteó este lunes la compañía en la habitual entrevista con Inversores que sus directivos mantienen luego de cada presentación trimestral de resultados, y que permite repasar la evolución del negocio en todas sus áreas, desde la producción hasta la refinación y comercialización de hidrocarburos, publicó Télam.

Durante la charla, el vicepresidente de Estrategia y Desarrollo de Negocios, Sergio Giorgi, explicó que para los combustibles en pesos las empresas utilizan la paridad de importación como el indicador principal de dónde deben situar sus precios, desde hace un año cuando se desreguló el mercado del crudo en Argentina Giorgi reflejó en un gráfico que la evolución de la paridad de importación se encontraba desde abril por sobre los precios al mercado minorista, es decir sobre el precio de las estaciones de servicio, pero en noviembre alcanzó el punto de equilibrio con el precio ascendente de los combustibles.

El valor del crudo tipo Brent -el de referencia para la Argentina- pasó de los US$ 84,90 el barril el 1 de octubre a US$ 69,79 en el cierre de hoy, es decir una caída en torno al 17%, mientras que el dólar en la plaza local pasó del $ 39,60 a comienzo del mes pasado a $ 36,42 hoy.

A comienzo de este mes, la petrolera nacional decidió aumentar sus precios un promedio de 2%, bastante por debajo de los dos principales competidores que lo hicieron entre el 4,5% para las naftas y hasta un 7% para el diesel común, ambas en sus variedades común y premium.

"Está claro que desde abril, hemos estado por debajo de la paridad de importación, y a pesar de los importantes ajustes de precios que implementamos todos los meses, no pudimos ponernos al día durante el (tercer) trimestre", afirmó el directivo.

Giorgi, explicó que en el país el valor del dólar tras la devaluación y los precios del crudo alcanzaron "un máximo de varios años", sin embargo comunicó a los inversores que YPF pudo llegar en este último trimestre "al nivel de paridad de importación en la mayoría de los combustibles, a excepción del diesel regular que se mantiene por debajo".

"Continuaremos monitoreando el mercado y las condiciones del negocio antes de realizar los ajustes necesarios" aseguró uno de los vicepresidentes de la compañía al aclarar que la empresa se preocupa también por "por proteger la demanda en un difícil y sostenido entorno económico".

Los ajustes permanentes de precios "resultan en un debilitamiento de la demanda", aseguró Giorgi al explicar las razones por las cuales la compañía "no aumentó los precios de manera más agresiva por entender que habría sido negativo para el negocio".

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate