Un empleado de una concesionaria puso en marcha un vehículo sin verificar el freno de mano y terminó atravesando la vidriera.

La Policía confirmó que un empleado que tenía que acomodar el auto en el local provocó el accidente.

El hecho fue en una concesionaria ubicada sobre la Ruta Nacional N°3 en la zona sur de Comodoro Rivadavia donde el vehículo traspasó la vidriera del local y quedó colgado en la vereda.

No se causaron daños a terceros ni heridos a los peatones que suelen transitar por esa vereda.

Al principio creían que el accidente lo había causado un cliente al querer encender el motor. Sin embargo, el Titular de la Comisaria de Comodoro Rivadavia comentó que "se trataría de un error humano. Previamente el auto estaba con el cambio puesto y un empleado al arrancarlo no se percató que estaba sin el freno de mano y ocurrió esto".

Aparecen en esta nota:

Comentá y expresate