Fue un partido luchado, parejo, que se definió sobre el final. Quilmes estuvo cerca de conseguir una gran victoria, pero se le escapó en la última jugada y cayó como visitante 82-81 ante Boca, uno de los líderes de la Liga Nacional.

Cuando faltaban 41 segundos, Quilmes estaba arriba por cuatro puntos (81-77). Pero un triple de Boccia y un doble de Konsztadt sobre la chicharra le dieron la victoria al equipo local.

A Quilmes no le alcanzó con los 24 puntos de Eduardo Vassirani. Tampoco con los 20 tantos de Mateo Bolivar. Así, el "Cervecero" sumó su tercera derrota consecutiva en el arranque de la Liga, tras caer con Quimsa de Santiago del Estero y Gimnasia.

El panorama en Boca es completamente distinto. Con el triunfo ante Quilmes, cosechó tres victorias en fila y es uno de los punteros de la Liga. Los puntos más destacados del equipo fueron Boccia con 25 puntos y Konsztadt con 22.

Comentá y expresate