Jesús Sánchez, el femicida de Jésica Riquelme en Federal, Entre Ríos, fue hallado muerto en uno de los baños de la Alcaidía.El imputado por el asesinato de la joven se ahorcó y fue encontrado por los guardias del lugar donde se encontraba detenido.

Sánchez, de 38 años, estaba detenido e imputado por homicidio doblemente calificado. El hombre tenía una denuncia de Jésica Riquelme por violencia de género y una orden de restricción de acercamiento, desde fines de 2018.

La joven estaba embarazada de 35 semanas y los médicos le practicaron una cesárea. La beba nació con vida pero presentó un grave cuadro de salud, por lo que fue internada de urgencia y se mantiene en observación el Hospital Delicia Concepción Masvernat de Concordia.

Jésica tenía dos hijos más, de cinco y tres años,que están a resguardo de familiares. Los tres –la mamá y los dos niños- vivían en la zona de barrio Santo de Federal.

Comentá y expresate