Por Valentina Viejo

"Dame la mano y vamos a darle la vuelta al mundo", reza la canción de Calle 13 que invita a armar las valijas y salir de las cuatro paredes de una oficina. Y aunque para muchos la letra del tema sea un sueño, para Mar y Nacho se convirtió en una realidad.

El marplatense Juan Ignacio Gonzalez disfrutó "inmensamente" la carrera de Diseño Gráfico en la Escuela Martín Malharro. Pero más lo reconfortó el hecho de haber encontrado en ese lugar a su compañera de vida, Mariana Schualle.

Hace ocho años se enamoraron en Mar del Plata y ya no hubo vuelta atrás. En una fusión entre creatividad y amor, surgió el Proyecto Viajar, una modalidad de vida que tiene forma de página Web.

Nacho tiene 38 años, Mar unos cinco menos, pero cuando están juntos se esfuman las diferencias. Se completan las frases, se miran con complicidad y hay un brillo especial en sus ojos. No son dos personas, se transforman en uno.

Ella se define como una mujer nómada y, como él siempre vivió en la ciudad, siente a este proyecto como un cambio profundo. Fue ella quien le "pateó el tablero" y lo mantiene en un movimiento constante.

**

                                   "La gente es la riqueza más grande

                                                 que te llevás en un viaje"

**

- ¿Cuándo nació el blog?

- En 2013 hicimos el primer viaje largo juntos de mochila, previo a que se hiciera la página. Antes fuimos consumidores de otros blogs y vimos la utilidad. El blog nació después de ese viaje con el motivo de compartir información con la gente para que sepan qué hacer, cómo moverse y motivarlos a conocer.

- ¿Cómo es el estilo de sus viajes?

-La idea es ir a lugares no tan turísticos, hacer un viaje fuera de la ruta clásica. No comprar el paquete completo sino encontrar maneras de llegar mucho más baratas. Una vez que lo hacemos nosotros, pasamos la data y eso le abre la puerta a mucha gente. Lo enriquecedor de esto es que te acerca a la gente: en el averiguar vivís una experiencia más cercana a lo real. Esta modalidad requiere un poco más de tiempo y nos pone en la situación de intervenir, intercambiar, subirte al auto y dormir en la casa de alguien que no conocés.

**

                           "A pesar de las cosas que pasan, confiás en que el mundo

                                       es un lugar lindoy bueno para compartir"

**

Los diseñadores gráficos comparten algunos ideales con el marplatense, Maximiliano Arias, que también transita el planeta con un proyecto personal. Los tres tienen fuego en su interior y lo dejan salir. No esconden sus sonrisas, explayan sus pensamientos con naturalidad, están firmes y caminan a paso certero.

-¿Cómo es la convivencia en pareja?

-Convivimos al extremo, todo se pone a flor de piel: desde lo divertido al mal humor. Tenés que aprender a bancar el doble de lo que pasás en una convivencia normal. Se genera una química especial y la vibra se siente. Nos ha tocado estar en la ruta haciendo dedo, que pasen horas, tener hambre, sueño y ahí es donde surge el mal humor.

-¿Tuvieron alguna mala experiencia?

-Lo cierto es que a medida que vas viajando te vas relajando. En Colombia me pasó que me descuidé y me robaron la billetera. Pero yo creo que hay un balance cósmico: cuando la gente se entera lo que te pasó, te ayuda. Es el equilibrio del universo y por eso no nos quedó una mala sensación del lugar.

**

             "Viajá para conocer, dejar de juzgar y abrir tu mente"

**

-Cuadernos artesanales diseñados por los viajeros y vendidos en la tienda online para pagar sus desafíos-

El pasado jueves comenzó una nueva aventura para la pareja: estarán cinco meses recorriendo Europa. "Llevamos una cámara semi profesional, computadora y hacemos todo a conciencia para el proyecto", relatan y cuentan que harán "intercambios de alojamientos, parques nacionales, museos de artes, en gastronomía. Eso nos retroalimenta, nos da material para subir al blog".

Los jóvenes están tan conformes con su estilo de vida que no piensan renunciar a su Proyecto Viajar. "Al corto plazo no está pensado tener un hijo, pero si llega, viaja con nosotros", expresó Mar y reflexionó: "El mundo no termina nunca, este proyecto no termina en dos, tres o cuatro años. Cuanto más viajás más ganas tenés de viajar". ¡Que se prepare Asia, será la próxima aventura!

Comentá y expresate