Ignacio “Diente” Aróstegui, el joven que conducía ebrio y zigzagueando a alta velocidad por Mar del Plata hasta que chocó contra un cantero en Aristóbulo del Valle y la Costa, ya le pagó casi 400 mil pesos al municipio de General Pueyrredon.

Embed

En los últimos días, con el pago de las multas dispuestas por la Justicia de Faltas, quedó firme la suspensión del juicio a prueba. Mientras tanto, el joven deberá continuar con el tratamiento psicológico que realiza y no podrá conducir vehículos de cualquier tipo mientras dure la suspensión que rige tras el retiro provisorio de la licencia que dispuso el gobierno bonaerense.

En noviembre del año pasado, Aróstegui manejaba un VW Fox cuando terminó colisionando en Aristóbulo del Valle y la Costa. Las imágenes previas al hecho quedaron registradas y fueron compartidas en redes sociales.

Tras la polémica por el peligro que reflejaba la conducta irresponsable de Aróstegui, en los últimos días se conoció que, tras abonar casi 200 mil pesos en concepto de multa, acarreo y estadía del vehículo, sumado a los 198 mil pesos por reparación del daño causado a la municipalidad, quedó suspendido el juicio a prueba.

Se estableció, además, que debe fijar domicilio por dos años y someterse al cuidado del Patronato de Liberados y llevar a cabo un curso de alcoholemia, psicotécnico y psicológico en la municipalidad del partido de Berazategui.

Comentá y expresate