lunes 21 de noviembre de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Ahora Mar Del Plata. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Un marplatense en un millón

Los marplatenses que "rescatan" comida del campo y la entregan a los más necesitados

Desde que comenzaron recuperaron 2 millones 400 mil kilos de comida. Conocé cómo lo hacen

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Ahora Mar Del Plata. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Por Ninela Teso

En una región de suelo fértil y manos dispuestas a ayudar nace "Nodo". Un grupo de marplatenses que recupera hortalizas y frutas, que los productores iban a desechar, y se las entrega a comedores o personas que sufren "inseguridad alimentaria".

La agrupación comienza en el 2020, es un proyecto colaborativo entre tres Bancos de Alimentos: el de Mar del Plata, Tandil y Balcarce, con el objetivo de recuperar y rescatar esa comida que de otra forma habría terminado en la basura.

20220608_nodo-26-2.jpg

"Este modelo de rescate consiste en recuperar los alimentos en las producciones frutihortícolas de esta zona. Nos acercamos con una camioneta y un acoplado, los productores nos entregan la mercadería en cajones plásticos inocuos que les dejamos y también en cajones cuadrados. Otra modalidad es 'a granel' donde nos llenan el acoplado. Eso se trae a la sede de Nodo, que queda en la ruta 226, y se seleccionan los alimentos y acondicionan. Eso luego se entrega ese mismo día a los Bancos de Alimentos", resume Francisco, uno de los miembros de la organización.

"Nodo" plantea tener un triple impacto: el social, que es hacer llegar a las personas que necesitan el alimento; el ambiental, esas frutas y hortalizas iban a ser desechadas y se utilizaron muchos recursos para que vivan (como agua y fertilizantes); y el educativo, porque se vinculan con universidades y escuelas, de ámbito público y privado, donde se busca replicar esta información.

IMG_20220831_133716542_MF_PORTRAIT.jpg

Llegar a la raíz

En total, son 50 los productores que están involucrados en el proyecto. La mayoría de ellos de Mar del Plata, Balcarce y la zona.

"La paleta de productores es amplia, ya sea por el tamaño de su producción o su iniciativa de querer participar. Estamos relacionados con INTA, quienes nos ayudaron a trabajar el ciclo del año de cada hortaliza para saber en qué época podíamos recuperar cada alimento y el vínculo con los productores. El productor nos brinda mercadería y a él le genera un beneficio porque esa mercadería poeque de otra manera tendría que tener una logística para tirarla. Los empresarios también reciben información del impacto ambiental que generan esos descartes. Les brindamos información de la cantidad de platos de comida que se producen por cada kilo de alimento rescatado y entregado", completa el joven, que es ingeniero agrónomo.

20220608_nodo-50-2.jpg

Luego de "rescatar" el alimento el trabajo es manual. A veces utilizan un autoelevador que les donaron y pueden trasladar la mercadería paletizada que les hayan suministrado.

Colaboración e impactantes cifras

"Somos cinco personas en el equipo, la mayoría de ellos ingenieros agrónomos, más los voluntarios que nos ayudan. No somos más de 10. Está muy aceitado el tema de la logística y cuando el productor nos da la mercadería en cajones es más sencillo para cargar y descargar. La idea es que sean más personas que se puedan sumar, y así más mercadería se va a poder rescatar. Quienes quieran ayudar pueden comunicarse a través de las redes sociales", asegura Francisco.

La financiación del equipo de trabajo se logró desde los Bancos de Alimentos, personas relacionadas al agro y fines privados. "En plena pandemia una empresa privada de Balcarce, procesadora de papas, frenó la línea de producción porque no había compradores ni centros comerciales abiertos. Entonces se convocó al grupo para que sacaran esas papas y pudieran ser rescatadas y donadas. Fue uno de los rescates más grandes", relata el joven.

DSC_0254.JPG

Desde el 2020 a la actualidad, llevan 2 millones 400 mil kilos rescatados. Y el promedio es de los 100 mil kilos por mes. "No podemos desperdiciar estos recursos. Por cuestiones de mercado los productos son descartados a veces por la forma, por alguna rajadura, por el tamaño. Todo es alimento, todo es nutritivo. El productor no la descarta por que quiere sino por una cuestión comercial, porque no se las compran. La idea es que la gente pueda entender que todo igual es alimento.

20220608_nodo-05-2.jpg

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te puede interesar