El martes se conoció un fallo que habilita al gobierno de Vidal a no pagarle el día a los maestros que adhieran a la medida de fuerza.

“En Mar del Plata la adhesión al paro es del 80%, es muy fuerte desde ayer”, expresó a Ahora Mar del Plata, el secretario general de Suteba General Pueyrredon, Gustavo Santos Ibáñez.

Al mismo tiempo, Sánchez Ibáñez aseguró: “En la región quinta la situación es similar, entre el 70 y el 80%”.

Todo el conflicto que se arrastra desde principios de febrero es porque gobierno y educadores no se ponen de acuerdo en el aumento para los hebres de 2018. El Frente de Unidad Docente (integrado por cinco sindicatos) rechazó seis ofertas por un 15% de aumento salarial ofrecido en paritarias, a pagar en tres tramos. En este caso incluía una bonificación por presentismo de hasta 6000 pesos; un beneficio por realizar capacitaciones (de hasta 3000) y casi 1000 pesos más por agente en concepto de material didáctico. La semana pasada, los funcionarios provinciales cambiaron el eje: propusieron 10% de enero a junio y el compromiso de sentarse a discutir otra vez el 7 de julio. También fue rechazado y se anunciaron las medidas que se concretarán este miércoles. "Con el fallo que difundieron intentan amedrentar e intimidar a los maestros para que no acaten los paros", dijeron en uno de las entidades de docentes estatales.

Como la concreción del acuerdo se demora, Vidal decidió pagar adelantos a cuenta por resolución ministerial. Uno se pagó a comienzos de abril del 5 por ciento y el viernes dijeron que liquidarían otro 3%. Según los cálculos oficiales, con esos anticipos se agregarán 3.250 pesos al docente que gana menos de $15.000, y 8.125 pesos a los que ganan más de 30.000.

Los gremios también rechazan esa determinación. La presidente de la FEB, Mirta Petrocini, aseguró que “el adelanto que decretó el Gobierno en la última paritaria, implica algo más de $540 para cada docente”. Consideró que “es inaceptable esa cifra en el contexto de incrementos continuos en el que vivimos”. Según la dirigente, con esos pagos “los docentes quedan 1 ó 2 puntos atrasados con relación al índice inflacionario de los últimos meses”.

Vidal el fin de semana aseguró que “en 2016 y en 2017 los educadores le ganaron a la inflación”. Y aseguró que las propuestas del gobierno para este año también determinan un ingreso que supera al costo de vida.

Comentá y expresate