Mientras la pandemia hace lo suyo en un recorrido sin límites por ahora en el almanaque y cuando la temporada está cada vez más cerca, protagonistas de la oferta teatral de verano avanzan con algunas alternativas para mantener los escenarios activos.

El artista, productor y también senador nacional Nito Artaza acaba de bocetar el primer proyecto para un autoteatro, una variación de los tradicionales autocines que vuelven a asomar como opción frente al riesgo que significaría acumular público en las habituales butacas de salas cinematográficas.

"La propuesta es generar un espacio de entretenimiento partiendo de un teatro popular con precios accesibles, con mucho humor, música y color", explicaron los gestores de esta propuesta que tomaría por escenario el balneario 14 de Punta Mogotes, cuya concesión corresponde al gremio gastronómico.

autoteatro.png

Los modelos presentados, según cómo se desplieguen los autos, podrían generar una capacidad de hasta 70 vehículos. Se complementaría la obra teatral con stands cercanos que incluyen comidas que se servirían desde foodtrucks y stands de marcas de primera línea que ofrecerán a la gente servicios y beneficios.

Es apenas una primera idea mientras los productores de espectáculos miran con máxima preocupación cómo corren los días, el coronavirus no da tregua y se acortan los plazos para programar la habitual grilla de títulos de cada período estival en la costa atlántica.

Comentá y expresate