Semanas atrás, Mirtha Legrand tuvo complicaciones en su estado de salud. La Diva fue operada de urgencia por una obstrucción intestinal. Días después, recibió el alta, pero tuvo que permanecer bastantes días más en reposo en su casa, sin poder realizar sus tradicionales programas.

Las cenas y los almuerzos de los fines de semana siguieron su curso. La encargada de llevar a cabo las trasmisiones fue su hija Marcela Tinayre. Recién el sábado 9 de junio, "La Chiqui" pudo retomar su tarea y ponerse al frente del envío ciclo nocturno. "Mi médico me dijo que nunca vio una recuperación tan rápida", comentó la Diva.

Aunque la recuperación fue exitosa y Mirtha Legrand parece estar en su mejor momento, la Diva se reunió con la producción que comanda su nieto, Nacho Viale, y dispuso un cambio en la organización de sus almuerzos dominicales. El resultado de la junta determinó que el programa finalice, a partir de la semana próxima, a las 15.30. Esta medida eliminaría los 30 minutos finales del envío de los domingos, que hasta ayer terminaba a las 16.

El anuncio fue realizado ayer por la propia Legrand, argumentando que “necesita descansar”. La figura de Canal Diez detalló que, entre la primera y la segunda emisión de los fines de semana, casi no tiene tiempo para recuperarse "Me acuesto tarde. Ayer apagué la luz a las cinco de la mañana. Pero bueno, nadie me obliga a hacerlo, lo hago porque me gusta y porque nací para esto”.

Comentá y expresate