*Por Karina Vilella y Paula Zaccaro

Seguramente en alguna ocasión, has recibido una invitación que expresa la formalidad de la reunión. En ese preciso momento es donde las dudas del desarrollo del mismo hasta el código de vestimenta, nos inundan.

Se llama comida formal a un almuerzo o cena con cierto protocolo. Son las que poseen un timing perfecto, donde la copa previa (tiempo de recepción de los invitados hasta pasar al comedor) de 30 minutos de duración.

Se ofrece siempre la llamada copa preliminar que pueden ser vinos secos como el jerez o espumosos brut nature o nature, acompañada de unos pocos bocaditos para esperar la llegada del resto de los invitados.

El ingreso al comedor, se hará de mayor jerarquía a menor, eso quiere decir que primero ingresan aquellos invitados que tienen preeminencia por sobre los demás.

La mesa luce una puesta formal, con tarjeta de ubicación según la precedencia de la noche. La elección del menú requiere de la exigencia de no repetir sabores, colores y texturas y con mínimo de 3 pasos: entrada, plato principal y postre. La comida suele ser presentada protocolarmente en fuente y por la izquierda para que cada comensal se sirva. Si se ofrece una comida con salsa, el primer camarero ofrecerá la carne y a continuación lo hará un segundo con la salsera. Si no se cuenta con dos personas se le entregara la misma al primer comensal servido y este la pasara.

AHORA . Sección Modos y Modas Nota 18 13.03.21 Comidas Formales Foto Portada.jpg

La anfitriona posee un rol importantísimo, desde marcar el comienzo de la misma recordando que no se dice ni buen provecho ni Bon Apetit, hasta ser la última en colocar los cubiertos en posición de finalización para no apurar a sus invitados a finalizar . En este tipo de comidas no deberá jamás dejar la mesa porque obligaría a los hombres a levantarse , por cortesía, cada vez que la misma lo haga. Al finalizar, la anfitriona es que la que invita a dejar la mesa. Las mujeres pasan primero a la sala para el café siguiendo los hombres de mayor jerarquía o edad y luego los mas jóvenes.

Cabe destacar que la puesta de mesa requiere de extrema formalidad recordando cada detalle de la misma, centros de mesa que no pasen el mentón de los comensales, velas encendidas y hasta el detalle de saleros protocolares en caso de querer colocarlos, aún sabiendo que no se ponen.

Si querés conocer más sobre protocolo podes encontrar más información aquí: www.centrodiplomaciakarinavilella.com

IG @centrodipkarinavilella

Tel: 114816-7744

Comentá y expresate