Vecinos de los barrios 2 de Abril y El Retazo presentaron este martes un amparo ambiental y demandaron a la Municipalidad de General Pueyrredon y a la empresa 9 de Julio por el basural a cielo abierto en la cava situada frente al barrio El Retazo y a pocos metros del aeropuerto Astor Piazzolla.

Asesorados por la organización MAR, piden que el municipio y la firma “recompongan el daño ambiental que causaron al generar el basural”.

En el amparo que deberá resolver el Juez Civil y Comercial N° 6, tanto los vecinos como la organización MAR argumentan que la basura arrojada por la empresa 9 de Julio en la cava a lo largo de una semana, “se enmarca en un contexto de crisis generalizada de la política de gestión los residuos sólidos urbanos en el municipio”.

Los vecinos mencionaron la declaración de emergencia que aprobó el Concejo Deliberante y señalaron que en este marco, la empresa 9 de Julio “violó la prohibición de arrojar residuos a cielo abierto en un lugar no habilitado como centro de disposición final de residuos, mientras que el Poder Ejecutivo incumplía con su deber de fiscalizar la actividad desplegada por la empresa contratista”.

La basura arrojada por la empresa, señala el amparo, genera un serio riesgo de inundación en los barrios 2 de Abril y El Retazo dado que la cava que se rellenó con basura cumplía una función de reservorio de agua cuando hay precipitaciones muy intensas.

Al mismo tiempo, los vecinos relatan que los líquidos que drenan del nuevo basural generan un grave riesgo de contaminación de los pozos de agua que se usan para el consumo doméstico de las familias, a lo que se suma el aumento de los vectores de transmisión de enfermedades para quienes viven en las inmediaciones del basural.

Por estas razones, los vecinos y la organización MAR solicitan que se limpie la cava para remediar el daño ambiental producido, y que en lo inmediato, el Juez prohíba a la empresa o a cualquier otro arrojar todo tipo de basura en la cava.

Comentá y expresate