Un joven fue rescatado entre las piedras de los acantilados tras una caída accidental y "milagrosamente" se encuentra fuera de peligro, informaron fuentes policiales.

Personal de rescate y bomberos calificaron de "milagroso" al rescate que ocurrió el domingo por la tarde, ya que la víctima había quedado "en una zona poco accesible".

El joven de 27 años se encontraba pescando junto a su padre en la zona de Beltrán y la costa, donde sufrió el incidente al resbalarse en una cornisa.

Embed

El padre y otros testigos dieron aviso al 911 por lo que concurrió al lugar personal de la Comisaria 15ta, quienes al llegar convocaron al personal de Reacate y Bomberos. Luego de arduas tareas lograron rescatarlo y constataron que sufrió heridas leves.

El servicio de emergencias dispuso el traslado al Hospital Interzonal para una evaluación más exhaustiva aunque la víctima se encontraba lúcida y consciente.

Comentá y expresate