El dj inglés Nick Warren volvió a presentarse en Mar del Plata el viernes pasado en GAP y los videos que difundieron algunos de los asistentes sembraron preocupación en las autoridades sanitarias y la comunidad: muestran falta de cuidados, ausencia de tapabocas y un débil cumplimiento de protocolos para evitar contagios de coronavirus.

Aunque la famosa pista del boliche de avenida Constitución está delimitada por un vallado, no se observa distancia entre las distintas burbujas y la inmensa mayoría de los jóvenes no tiene tapabocas y se encuentra bailando, saltando y gritando. Cabe resaltar que los protocolos que habilitan estos eventos prohiben terminantemente el formato "bailanta", que en los videos se ve improvisado.

Embed

Embed

Las imágenes muestran a las claras que no se respetó el distanciamiento social, la principal recomendación de los especialistas vinculada a frenar la expansión del virus.

Warren originalmente se iba a presentar en Mr. Jones pero canceló su fecha tras el fallecimiento de León Luna, quien había asistido al establecimiento la noche de su deceso -actualmente investigado por la Justicia- y envió sus condolencias a su familia: "Me gustaría expresar mis condolencias a la familia y amigos de León", escribió en sus redes sociales.

Embed

Otro recital del verano, de Las Pastillas del Abuelo, también mostró desbordes similares en el mismo local y generó el repudio de miles de internautas.

Comentá y expresate