Y poco después de mediodía, cuando las playas mostraban su mejor cara con miles de personas entre la arena y el mar, se hizo de noche en pleno día. La ciudad se oscureció y en particular el frente oeste del distrito, donde la tormenta golpeó rápido.

Embed

En la zona de Sierra de los Padres llovió fuerte y cayó granizo con intensidad, suficiente como para dañar algunos automóviles que estaban a la intemperie y también algunas chapas frágiles, perforados por las piedras heladas.

Embed

El Servicio Meteorológico Nacional había alertado sobre lluvias y caída de granizo en la jurisdicción de General Pueyrredon. Un escenario que se extendía a Ayacucho, Azul, Balcarce, Benito Juárez, General Alvarado, Lobería, Mar Chiquita, Necochea, Rauch y Tandil.

Embed

Mar del Plata todavía no sufrió las consecuencia de este pronóstico. Apenas se perdió de vista el sol por un rato largo, tapado por pesados nubarrones que solo dejaron caer -al menos hasta media tarde- unas tibia garúas.

Embed

Por Sierra de los Padres se vivió lo peor con esta granizada que se extendió durante más de mediahora, a primera hora de la tarde. Las piedras castigaron sobre los techos, destrozaron los árboles más floridos y tapizaron de blanco los parques.

Para esta noche se aguarda una mejoría climática, siempre con temperaturas por encima de los 20 grados y ya sin proababilidades de lluvia. Para mañana, domingo, volverá a asomar el sol y se espera una máxima térmica de 22 grados.

Comentá y expresate