La ministra de Salud, Carla Vizzotti, criticó el "uso político" de la pandemia y de la compra de las vacunas contra el coronavirus, sostuvo que existe una "obsesión" respecto de las negociaciones con la farmacéutica Pfizer y pidió una actitud "responsable" para transmitir la información.

Durante una conferencia de prensa en la Casa de Gobierno, la titular de la cartera sanitaria reconoció que la "enoja" y "angustia" la difusión de noticias que sostienen que la Argentina descartó la opción de adquirir -por vía bilateral o a través del sistema Covax- el fármaco producido por Pfizer.

En ese marco, la ministra pidió hoy los distintos actores políticos que "bajen la tensión y bajen la obsesión que tienen" con la vacuna Pfizer contra el coronavirus.

"Esto es gravísimo; no puede volver a suceder. Tiene un impacto, porque en el medio hay gente. Necesitamos pedirle a cada actor que bajen la tensión y bajen la obsesión que tienen con Pfizer. La Argentina quiere comparar la vacuna de Ppfizer. La empresa quiere venderla y estamos trabajando para eso", dijo la ministra en la rueda de prensa.

"¿Qué país va a decir que no a una vacuna?", se preguntó Vizzotti y señaló, con foco especial en la oposición, que el tiempo que se usa para tener que desmentir informaciones falsas se pierde para negociar la llegada de nuevas dosis.

Ayer, uno de los representantes del mecanismo Covax, Santiago Cornejo, realizó declaraciones en las que parecía indicar que Argentina había optado por no comprar vacunas Pfizer a través de ese organismo.

En la conferencia de prensa de esta mañana, la ministra Vizzotti leyó un email aclaratorio en el que el propio Cornejo clarifica el tenor de sus palabras: "Argentina tenía interés de recibir la vacuna de Pfizer a través del mecanismo Covax pero, como no acordó con los términos de indemnización y responsabilidad del fabricante, no pudo continuar con la ventana de Covax", dice en la misiva.

En la rueda de prensa, la ministra leyó la carta enviada por Cornejo, en la que el funcionario de Covax expresó su "gran sorpresa por la repercusión" de sus dichos y lamentó "el foco" que se le dio a sus comentarios en un encuentro privado de ayer.

Más temprano, el Ministerio de Salud había desmentido que el Gobierno nacional hubiese rechazado el envío de vacunas Pfizer contra el coronavirus a través de Covax, y había solicitado la "aclaración urgente de las declaraciones" de Santiago Cornejo, titular para América Latina del mecanismo impulsado por la OMS para distribuir dosis.

"Ante versiones periodísticas que indican que la Argentina rechazó el envío de vacunas de Pfizer al país a través del mecanismo Covax, el Ministerio de Salud de la Nación informa que es falso y que, por el contrario, se avanzó en el proceso de compra a través de dicho procedimiento", dice un comunicado difundido esta madrugada por la cartera que conduce Vizzotti.

En el encuentro con los periodistas en Casa de Gobierno, la ministra estuvo acompañada por el subsecretario de Estrategias Sanitarias, Juan Castelli; la directora Nacional de Relaciones Sanitarias Internacionales, Carla Moretti; y el director de Epidemiología de la cartera, Carlos María Gio

Comentá y expresate