A partir del primer minuto de este sábado los precios de combustibles, naftas y gasoil registrarán un aumento del 1,5% todas las estaciones de servicio de Yacimientos Petrolíferos Fiscales (YPF), ajuste que podrían copiar otras empresas del mismo rubro.

Con estos cambios los nuevos valores en los surtidores tendrán un punto de partida para la nafta súper en $42,64; la nafta Infinia pasa a valer $49,20; la diesel 500 llega a $40,24 y la Infinia diesel a $47,10. Estos precios tienen variación según destinos dentro del país.

Desde la petrolera argentina explicaron que las subas están relacionadas con un atraso acumulado correspondiente a los últimos meses en función de cambios en el precio internacional del Crudo Brent y variaciones locales del tipo de cambio.

El mismo informe contempla también ajustes registrados en biocombustibles utilizados para los cortes de las naftas (etanol) y del gasoil (biodiesel), cuyos valores son regulados por el Estado.

Este tipo de cambios se había anticipado hace una semana pero por otros motivos. El gobierno nacional anunció y luego descartó, o al menos postergó, la aplicación del ajuste trimesral del impuesto a los combustibles líquidos. La medida recién regiría a partir de julio próximo.

YPF domina más de la mitad del mercado minorista local de combustibles. Aun sin porcentajes definidos, se espera que en el transcurso de este fin de semana sus competidoras también muevan hacia arriba sus precios.

Comentá y expresate